Friday, July 24, 2009

A favor del sistema sanitario universal


A raíz de lo que está pasando en los Estados Unidos, donde tanta gente se está mostrando escéptica (o incluso en contra) de un sistema sanitario universal, querría dar mi opinión a favor de este tipo de sanidad.

El modelo europeo (o por lo menos el español, que es el que conozco) no es perfecto. Tiene mucha deficiencias, pero muchos otros puntos fuertes. En España todo trabajador tiene una parte obligatoria de su sueldo que va a la Seguridad Social. Por lo general, un 4,7% de lo que ganemos trabajando (hay muchas excepciones, por lo que digo que esto es en general) irá a la Seguridad Social, que también se alimenta también de las empresas, que pagaran alrededor de un 20% de nuestro salario. ¿Qué hace la Seguridad Social con este dinero? Pues pagará la sanidad de todos los españoles y de todos los inmigrantes en España (incluso si no han estado cotizando antes), se pagarán las jubilaciones al acabar nuestro periodo productivo y pagarán todos los servicios sociales del Estado.

Una de las razones que se da en Estados Unidos contra un sistema universal es que la calidad del servicio privado empeorará. ¿Cómo puede ser? Pues porque parece que parte del servicio dado por las empresas sanitarias estadounidenses se financia con dinero público. ¿No es paradójico que estas empresas privadas subvencionadas por el estado se opongan a un sistema financiado por el gobierno? Ah, claro, que ellos dejaran de ganar tanto dinero. En España conviven el sistema sanitario privado y el público. Si tienes algo de vida o muerte, vete al público. Tienen excelentes instalaciones, por lo general todos los mejores médicos están en este sistema (por no decir todos) y no te cuesta un duro al salir del hospital (aunque lo hemos estado pagando con las cotizaciones). En cambio, se te quieres hacer la cirugía del dedo pequeño del pie, alármate, que la Seguridad Social no lo cubre.

En general me parece que todo esto es un mero asunto de solidaridad entre conciudadanos. Me ha gustado mucho un comentario de Obama a la pregunta de un periodista durante la conferencia de prensa pública del otro día. Le dijo Obama (más o menos estas fueron las palabras jaja): "Esto no es por mi. Es por los ciudadanos. Le puedo asegurar que tanto yo como los senadores y los congresistas gozamos de un buenísimo sistema sanitario". La gente debería dejar de mirarse el ombligo y pensar en el 15% de la población (más de 45 millones de personas) que viven sin seguro médico en Estados Unidos (con el riesgo vital y emocional que ello conlleva). Estoy de acuerdo en que tal vez el sistema como está organizado en España conlleva listas de espera a veces demasiado largas, problemas con la elección del médico... Pero no debe ser tan malo cuando, por ejemplo en España, la esperanza de vida es casi 2 años mayor en España que en Estados Unidos o la mortalidad infantil es un 50% más baja en España que en Estados Unidos (4,2 muertes frente a 6,3 por cada 1.000 nacimientos).

Que una reforma se debe hacer en este sistema está claro. Y más cuando es el país que más gasta del mundo en sanidad. Creo que lo más solidario sería un sistema en el que los más ricos pagan su parte y parte de los pobres. Eso nos haría a todos los ciudadanos mejores personas.

1 comment:

csorozco said...

Interesante reflexión... has leído el Economista camuflado? Si no lo has hecho te lo recomiendo.. uno de los capítulos trata precisamente de los modelos sanitarios...

por cierto, ahora que lo recuerdo creo que al final acaba recomendando el de... singapur!!